Originario de Jayaque, Melvin Orlando Monterrosa de 34 años vino a vivir al Charcón en 1995. Estudió hasta primer año de bachillerato.

En el 2009, inició a trabajar en el Condominio Recreacional San Blas, aquí se dedica a realizar trabajos de mantenimiento y reparaciones y se ha desempeñado como electricista, fontanero y albañil.

«Lo que menos me gusta es la chapoda», dice Monterrosa que está casado con Erica y es papá de un hijo de 14 años y una niña de 10 años.

Disfruta compartir con sus compañeros la hora del refrigerio y también jugar futbol. «Me gustaría que hubiera suficiente material de trabajo, que no falte nada para no atrasarse», nos dijo en la entrevista.

También señaló que desde hace algún tiempo no tienen un aumento de salario aunque se haya incrementado sus labores.